Foto de kjpargeter- Gratuita en Freepik

Mis mejores deseos para este 2020

Atrás dejamos el 2019, y como es tradición, nos hacemos muchas promesas para el año que entra. Te voy a explicar mis deseos para este año nuevo.

Este año 2019 ha sido un año de cambios para mí. Pero lo cierto es que desde que nació mi primer hijo, en el 2015, no ha parado de cambiar todo mi alrededor.

A finales de ese año, nos mudamos para Francia por primera vez. Ahí tuve que espabilarme… Si bien contábamos con un buen colchón económico que me ha hecho dejar apartada mi carrera profesional temporalmente, he tenido que apañármelas en un país extranjero, con mi hijo a mi cargo, y mi otra en camino, en un ambiente totalmente diferente del que yo siempre he vivido.

No quiero que suene dramático, no es mi intención. Pero hay que irse de casa sin apenas apoyos, para saber lo que significa realmente “sacarse las castañas del fuego”. Las relaciones por teléfono con tus contactos de España, te acaban sabiendo a poco, y la vida social, se reduce a tus momentos de pareja, con tus hijos. Y ya sabes como somos los latinos, que nos gusta la gente…

En este tiempo he crecido como mujer, como pareja, como madre, como amiga… Me considero mucho más madura y más abierta a mi alrededor, a la gente, al sufrimiento de los demás: no me cuesta empatizar.

He aprendido a hacer yoga y meditación, lo cual me ha dado serenidad en mi día a día, y paz interior: No necesito más que lo que tengo. He llegado a hacerme un hueco en este nuevo país.

He conocido una nueva cultura, tan cercana de la española, pero a la vez muy distante. La vida al final te lleva por el camino que inconscientemente (o no) has elegido. Y a mí, el estar viviendo en la provenza, rodeada de paisajes pintorescos espectaculares, me lleva a interesarme cada vez más por el medio ambiente, y a cambiar poco a poco mi estilo de vida.


En 2016 nació mi segunda hija. Y poco a poco iba aprendiendo el francés a la vez que compaginaba mi vida de madre con las clases. Tengo que reconocer que cuidar de los niños, sin familia que te ayude a darte un respiro, se hace agotador. Pero como siempre, cuando miras atrás, estoy muy feliz de haber podido ofrecerles todo lo que necesitaban, que en aquel momento (y ahora) era mi (nuestra) compañía y amor.

El 2017 fue un año de “liberación“, en el que ya hablaba más o menos francés, y pude hacer algunas amistades. Los primeros años, sin amigos, y con un bebé o dos, y viviendo en las afueras de un pueblo provenzal, lejos de todo, fueron difíciles… ¿te lo puedes imaginar?

Y a mediados del 2018 por fin volvimos a Barcelona a vivir, y recuperé mi vida: mi cultura, mi lengua, mi trabajo, mi vida social. No te puedes imaginar lo feliz que he estado de volver al trabajo, a MI VIDA… Aunque gran parte de ese año que pasé trabajando, ha sido con la angustia de pensar que igual teníamos que volvernos a Francia, si mi pareja no encontraba trabajo.

Y así fue: julio del 2019, de vuelta para Francia. Esta vez sin billete de vuelta 😑.

Bueno… volví al mes de venir para operarme del hombro, que se me luxaba 😅. Y al final, estoy supercontenta de haberlo hecho y ver que en tres meses estaba recuperada casi por completo.

👉 Y lo mejor de este año ha sido que me he aventurado con el blog, sin saber dónde me llevará, aunque por lo pronto me conecta con otra gente, lo cual siempre es enriquecedor.


⚪️ Y ahora que ya os he hecho un resumen de mi vida, y partiendo de la base de que no necesito más que lo que tengo… Mis deseos para este año nuevo son paz en el mundo, menos consumismo y salud. Llámame clásica y aburrida, pero al final, esto es lo esencial. Y entre mis promesas, siempre está la de intentar enfadarme menos y tener más paciencia con los niños, y creo que cada año la cosa va mejor, no se si será que gano paciencia o que como cada año son más mayores eso también ayuda…

Os deseo lo mejor en este año 2020 a vosotros también. Y aunque este año por fin voy a celebrar noche vieja en mi tierra, no creo que llegue ni a comerme las uvas. Pero no me acostaré, sin pedir mis desos.

¡Feliz 2020!

Allez ! Bisous !

Deja un comentario

Acepto la Política de privacidad